Hazte socio de radio solidaria

Tres anuncios en las afueras y La forma del agua han mantenido un pulso en el que cada una se ha llevado la mitad de los premios. Las dos se han enfrentado a problemas, la primera su ausencia en la categoría de Mejor director, la segunda la demanda por plagio contra Guillermo del Toro. ¿Cuál crees tú que va a ganar?

Este año se ha vivido un duelo emocionante. Tres anuncios en las afueras ha triunfado entre parte de la crítica, se llevó el Globo de Oro al Mejor drama, el Bafta a la Mejor película y el premio al Mejor reparto del sindicato de actores. Motivos suficientes para ser la favorita, pero las nominaciones a los Oscar dejaron una sorpresa desagradable para Martin McDonagh, su ausencia en el quinteto finalista de Mejor director.

Sólo cuatro películas han logrado la victoria final sin estar nominadas en la otra categoría reina, así que la estadística se coloca del lado de Guillermo del Toro y La forma del agua, que además ha demostrado que en los gremios de Hollywood es la favorita al haberse llevado el de los productores y directores.

Call me by your name es la joya del año y una de las películas más olvidadas por la Academia. Desde su presentación en Sundance de 2017, todo el mundo cayó rendido a las virtudes de un drama que habla del primer amor, del deseo y de la pasión de una forma sublime. La sensibilidad y erotismo que desprende el filme de Luca Guadagnino es un torbellino de emociones que comienza como una oda a la belleza clásica y acaba con una de las mejores escenas del cine reciente, ese plano fijo a la cara de Elio que es un resumen perfecto de toda una vida: la ilusión, el dolor, la incomprensión y el volver a levantarse. Podría dar la sorpresa pero se antoja difícil.

El oscar al mejor director parece claro que será para Guillermo del Toro. Sin la competencia de Martin McDonagh tiene el camino libre para convertirse en el tercer mexicano en levantar el Oscar. Su película es la más nominada, triunfó en Venecia, y ya tiene en su poder el premio del sindicato de directores. Una apuesta segura.

Aunque según la crítica debería ganar Paul Thomas Anderson se merece el Oscar desde hace años, pero el virtuosismo que demuestra en El hilo invisible está un paso por encima de sus competidores. Su apuesta por convertir un romance clásico en una película enfermiza que muta en el terror gótico a golpe de la música de Jonny Greenwood es la obra de un maestro y un trabajo mucho más complejo que el de Del Toro.

Hoy hablamos de la nominada a Mejor Película de Animación

Ferdinand

Ferdinand es un novillo muy tranquilo que prefiere sentarse bajo un árbol a oler las flores que embestirse con otros toros. A medida que va creciendo y haciéndose fuerte, su temperamento no cambia y sigue siendo un toro manso. Un día, unos hombres vienen buscando el toro más grande, rápido y bravo... y Ferdinand es elegido equivocadamente para las corridas de toros de Madrid.

Blue Sky Studios es una productora que me fascina, cada producción animada que presentan me anoto en la sala. Me enamore con La Era De Hielo y me entretuve con sus secuelas, de ahí pasaron a la fabulosa Robots y a las excelentes Horton Y El Mundo De Los Quien y Rio. Ole, El Viaje De Ferdinand es su producción numero 12.

Este film está basada en el libro El Cuento de Ferdinando escrito por Munro Leaf que ya había sido adaptado por Walt Disney en 1938 en formato cortometraje ''Ferdinando el Toro'' que gano un Oscar al mejor corto animado. Lo vi y me gusto.

Es una muy buena película, en la que los paisajes, las personas y los animales están muy bien animadas y son muy bien coloridos.

Sorpresivamente hay cosas macabras en esta película y de ahí el mensaje que quieren transmitir: cuando los toros no sirven para nada son enviados al matadero. Hay escenas que son duras cuando son llevados en un camión. Lo que quieren es que no tratemos a los animales así que los dejemos vivir su vida, no maltratarlos llevándolos a las corridas de toros y después matarlos.

De los estrenos de esta semana destacamos

Heroes en el infierno

Un film desgarrador y emocionante, con una buena mezcla de cine de catástrofes y un drama real, que ha sabido llevar a la pantalla el director de “Oblivion” y “Tron Legacy” Joseph Kosinski, el cual deja la ciencia ficción de lado y nos adentra en el mundo de un equipo de bomberos dedicados a los incendios forestales. Su próxima película parece que va a ser Top Gun. Maverick con Tom Cruise,

Un reparto de lujo en el que destacan Joss Brolin y Miles Teller como un chaval ex drogadicto y con una hija recién nacida que intenta con este trabajo encauzar su vida. Tenemos también a Jeff Bridges, Andie MacDowell ,Taylor Kitsch y Jennifer Connelly.

El incendio de Yarnell Hill de 2013 fue descrita desgarradoramente en un artículo de la revista GQ , en el que la película se basa en parte. Del guion se encargaron Ken Nolan (Black Hawk derribado) y Eric Warren Singer.

Recuerda mucho a “Deepwater Horizon” de Peter Berg una película que no tuvo mucho éxito pero al igual que esta es todo un espectáculo. Cuenta con efectos digitales de ILM y parte está rodada en Imax. Tiene un final muy poderoso que es mejor no adelantar porque sorprenderá a los espectadores.

Ha contado con un presupuesto de cerca de 40 millones de dólares y es una buena oportunidad para conocer a estos héroes anónimos que se juegan la vida por apagar estos fuegos.

Y como es la semana de los premios Oscar vamos a escuchar una de las nominadas a la mejor canción original que pertenece a la película

Mudbound

Producida por Netflix en otro paso adelante para extender su enorme mercado.

Las riendas del film están en las manos de Dee Rees , una joven afroamericana con un prometedor futuro. Ella es la encargada de la dirección y junto a V.Williams  adapta un guion de una novela de Hillary Jordan con el mismo título. Apuntar que Dee Rees es la primera mujer afroamericana en recibir una nominación a los Oscar a mejor guion.

La trama nos describe los entresijos de una granja de algodón de Mississippi, con introducciones a modo de narración de los protagonistas en primera persona, en la que convive una pequeña familia, siendo el cabeza de ésta el patrón de una humilde familia afroamericana. Ambas tienen algo en común y es que tienen un miembro luchando en la 2ª guerra mundial. La primera hora del film entremezcla la triste vida y convivencia en la granja, todo ello envuelto en barro, con duras situaciones de sus familiares en la triste guerra, para después desembocar en un duro desenlace.

Durante las más de dos horas de metraje, somos espectadores de una triste muestra de injusticia social, de rancio racismo y de cómo la guerra destroza y cambia las almas.

A mi parecer Medboundes un buen film pero quizá se exceda en algunas escenas superfluas que alargan el metraje, más aun cuando el interesante desenlace trascurre en apenas 10 minutos.

Por otro lado, destacar la excelente fotografia  en la que barro, oscuridad y lluvia se unen para dar un tono ocre a todo lo que visionamos.

Respecto a los actores, apuntar que completan un buen trabajo, mostrándonos la dureza de sus tristes vidas y haciéndonos partícipes de ellas. No sería capaz de destacar a ninguno, pero me gustaría nombrar al veterano Jonathan Banks  debilidad personal, en un papel rudo, áspero y desagradable.