Hazte socio de radio solidaria

La vida en nuestro planeta Tierra es históricamente peligrosa. Vendrán tiempos peligrosos porque habrá hombres amadores de sí mismos, sin afecto natural, y amadores de deleites más que de Dios; gente que ama más los placeres que a Dios, gente que ama más sus propias pasiones que a Dios. Esta sociedad post moderna le ha dado la espalda a Dios y las cualidades que tiene están descriptas en 2ª Timoteo capítulo 3 versículos 1 y siguientes.

Cuando aparecen esos padres y madres que se aman a sí mismos o no tienen afecto natural, o que aman los deleites, los placeres, las codicias más que a Dios, entonces la sociedad se degenera y los niños nacen dentro de un caldo de cultivo de desprecio, de rechazo, de violencia e incomprensión.