Hazte socio de radio solidaria

Zaqueo quería ver a Jesús, pero a causa de la multitud no lo podía ver porque era pequeño de estatura. Zaqueo quería ver a Jesús, pero a causa de la multitud no lo podía ver porque era pequeño de estatura. El problema no estaba en la gente, el problema era personal. Zaqueo no había crecido y se había quedado corto de estatura.

Zaqueo asume su realidad y busca soluciones. Podemos echar la culpa a la agente o a las situaciones, pero al final la realidad es que nosotros no estamos a la altura y no hemos crecido.