Hazte socio de radio solidaria

Un informe de las Naciones Unidas revela las tremendas consecuencias de la guerra en Yemen, que es el país islámico más pobre de África, donde los niños son los principales damnificados. Un informe de las Naciones Unidas revela las tremendas consecuencias de la guerra en Yemen, que es el país islámico más pobre de África, donde los niños son los principales damnificados.

Desde el 1 de Abril de 2013 hasta el 31 de diciembre de 2018, por lo menos 11.779 menores de edad fueron muertos o heridos en la confrontación que mantienen musulmanes.

Los chiitas hutíes apoyados por Irán luego de haber ocupado la capital del país, Sanaá, están enfrentando la oposición de una coalición liderada por Arabia Saudita, con lo que el conflicto ha agravado las dramáticas condiciones de vida de los nativos del país.

Es de tal magnitud la gravedad de la situación, que se considera que la hambruna en Yemen es una de las peores crisis humanitarias, que se registran en estos tiempos en el mundo.

Ahondando la tragedia, se ha denunciado que más de tres mil niños fueron reclutados para ser utilizados como soldados, por los dos bandos musulmanes enfrentados.

Cabe preguntarse: Por qué se ignoran estos informes de las Naciones Unidas?