Hazte socio de radio solidaria

Una madre rompe de un cabezazo el labio a una profesora de un colegio de Málaga.

Una maestra de Primaria fue agredida este martes por la madre de un alumno del CEIP Manuel Fernández, en Málaga. La mujer acudió al centro después de que su hijo se quejara de haber desayunado poco en la conmemoración del Día de Andalucía –en el que los niños desayunan pan con aceite y azúcar-, en los días previos a semana blanca.

Al parecer, según adelanta el diario SUR, la madre propinó a la maestra un cabezazo y le rompió el labio. La docente, que se encuentra de baja, está siendo asesorada por el servicio jurídico del sindicato CSIF. Desde la Delegación de Educación se manifestó ayer la solidaridad con la maestra agredida y desea su pronta y completa recuperación. Al mismo tiempo, manifiestan su condena “ante cualquier acto de violencia realizado contra un miembro de la comunidad educativa”.

Según el medio, el secretario de Educación de CSIF, Francisco González, explicó que la agresión se produjo el martes. Ya por la mañana se presentó en el colegio el abuelo del menor, que comunicó a la maestras las quejas del niño por el desayuno, que le pareció insuficiente, con poco pan o aceite en este típico desayuno. La maestra le dijo que no era cierto. Además, el desayuno se ofrece a los escolares por gentileza de las AMPAs o de las empresas del comedor escolar, según los casos.

Y a la hora de la salida del colegio se presentó la madre, que también empezó a quejarse del desayuno, culpabilizando a la maestra de que su hijo se quedara con hambre. Sin que la maestra se espera una reacción violenta, en un momento de la discusión la mujer le propinó un fuerte cabezazo, que le partió el labio, al nivel de la mandíbula, en la zona de la dentadura.

La docente acudió al servicio de urgencias, donde fue curada de las heridas y se realizó un informe. El sindicato CSIF ha ofrecido también el apoyo psicológico que prestas para estos casos a través de CSIF-Ayuda. González aseguró que este caso muestra la “falta de respeto” hacia los docentes por parte de algunos padres y la necesidad de que maestros y profesores recuperen la autoridad perdida.

Ante lo sucedido, la Delegación Territorial de Educación y Deportes ha activado el protocolo de actuación en caso de agresión hacia el profesorado o el personal no docente. Al mismo tiempo, desde la inspección educativa se ha tomado contacto con la profesora para atenderla, así como con el centro, en el momento en que se ha tenido conocimiento de los hechos, señalan desde la Delegación de Educación.

El nuevo consejero de Educación y Deportes, Javier Imbroda, anunció hace unas semanas que su departamento está trabajando en el borrador del proyecto de Ley de Reconocimiento de la Autoridad Docente. Este nuevo estatus que promueve implicará la presunción de veracidad tanto para docentes como directores y demás miembros de los órganos de gobierno de los centros, el reconocimiento del derecho a la asistencia jurídica, así como el establecimiento de un marco para la fijación de normas y medidas disciplinarias dentro de los planes para el fomento de la convivencia en los centros.