Hazte socio de radio solidaria

Hoy en Salero y Candil, Daniel Valuja nos comparte una reflexión en una noticia de actualidad. La Palabra de Dios no hace distinción de ningún embarazo por su condición ni situación. La Biblia dice: "Herencia de Jehová son los hijos. Cosa de estima el fruto del vientre." Salmo 127:3 ; Isaias 66:9 (leer Salmo 71:6; 119:73; 139:13-18; Isaias 44:2; 46:3 ). Estos y otros textos nos hablan que Dios es quien da la vida y está presente en su desarrollo. El embrión en un embarazo buscado de un matrimonio joven con el deseo de ir fundando una familia es igual en su constitución física, psicológica y espiritual que el embrión causado por un noviazgo si límites, una aventura amorosa o, en caso extremo, de una violación.