Homenaje a Juan Antonio Sánchez

Escrito por el 15 de junio de 2022

Juan Antonio Sánchez Jiménez falleció el 7 de abril (2022) de madrugada. Evangelista comprometido con la difusión bíblica en España, fue presidente de Gedeones en España y Andorra durante 9 años.

El velatorio se encuentra en el tanarorio de la SE30 en la sala 6 (Sevilla) desde este jueves.El acto de de despedida será en el tanatorio el viernes a las 9:30, y el entierro será a las 11:00 de la mañana.

Desde “Gedeones Internacionales en España” han expresado su recuerdo cariñoso. “Nuestro querido hermano Juan Antonio Sanchez Jimenez nos dejó esta madrugada para reunirse con nuestro Señor. Su caminar con el Señor empezó en el verano de 1981 y 6 meses más tarde se unió a los Gedeones Internacionales en España. Desde entonces ha sido mentor y fundador de Gedeones y campamentos por toda España, sirviendo como Presidente de España y Andorra durante 9 años; con su dedicación los Gedeones llegaron a tener presencia en 50 ciudades, al mismo tiempo  participando en actividades y distribuciones en Sevilla”, expresó Javier Carranza, director nacional en España de Gedeones.

“Durante estos años su huella en la obra del Señor no ha pasado desapercibida. Hermano polifacético, con energía y empuje por las cosas del Señor difícil de igualar. Su perseverancia en el programa de radio “Perlas de la sabiduría” con más de 2000 programas junto a su esposa Pili nos ha inspirado por años. Invitado con frecuencia a compartir la palabra en muchas iglesias derrochando sabiduría, simpleza y compromiso”, recuerdan desde la organización.

Juan Antonio Sánchez “nos deja un legado y ejemplo a seguir difícil de imitar o superar. Su saludo “buenos días con alegría” se convirtió en saludo por excelencia y seña de identidad de los Gedeones de España. Sabiendo que está en presencia de nuestro Creador y disfrutando de su compañía, rogamos que tengáis en vuestras oraciones a su esposa Pili y sus hijos e hijas, en estos momentos tan difíciles”.

Más información sobre Juan Antonio Sánchez

Juan Antonio Sánchez, sevillano, nació en el 24 de septiembre de 1947. Casado con Pili, tuvo cuatro hijos. Desde su más tierna edad, fue educado en los mejores valores que sus padres pudieron inculcarle, y así creció buscando la religión que diese solución a su vida, la terrenal, y la venidera, siempre con mucho temor a la muerte.

Su profunda religiosidad lo llevó a ser el primer nazareno que abría la carrera oficial de la Semana Santa de Sevilla en la Hermandad del Porvenir. Devotamente rociero, había aprendido a emocionarse ante la imagen al ver llorar a su padre tantísimas veces ante la Virgen, en las muchas veces que fueron a verla. Y así vivió y actuó hasta los 33 años. Sin embargo, su gran inquietud religiosa lo llevó a buscar entre los Testigos de Jehová, entre los Mormones y entre los Adventistas. Y por consejo de su madre, asistió a los grupos Neocatecumenales, pero no había nada que llenase su vacio interior. Pero un día, encontrándose en Xátiva (Valencia) para conocer a la madre de su esposa, quién ya era cristiana, fue invitado a asistir a una carpa donde se predicaba el evangelio por boca de un pastor sevillano que ejercia su ministerio en Córdoba, Don Antonio Gómez Carrasco.

Y así pues, el 28 de agosto de 1981 Juan Antonio entregó su vida al Señor. Y aunque en ese momento no lo entendió todo, su vida cambió radicalmente, lo que no pasó inadvertido por su esposa, quién pronto se entregaría también al Señor, y un poco más adelante también sus hijos. Aquella fue la decisición más importante de su vida, y con un nuevo patrón, y sin miedo a la muerte, acuñó la frase que mejor identificaría su vida desde ese momento: “Con mi pasado perdonado, mi presente seguro y mi futuro en manos de Dios, es para sentirme bendecido y victorioso”.

Desde ese momento, no cesó en su empeño de llevar el evangelio a otros, a través de Los Gedeones, de la radio, con su voz, con sus hechos, con su dinero y con todas sus fuerzas, habiendo llevado a muchos a los pies del Señor a lo largo de todo el país.

Reacciones

Al conocerse la noticia, varios han escrito en sus redes sociales sobre la influencia de Juan Antonio Sánchez y su testimonio.

“Sin duda alguna, una de las personas más significativas para la extensión del evangelio en Sevilla y otros lugares. Evangelista incansable y apasionado de la Palabra de Dios, Palabra que difundió por todos los medios a su alcance”, expresaban desde la Iglesia El Sembrador.

Daniel Contreras, pastor evangélico de Málaga, expresaba que “nos deja un amigo, un mentor, un líder nato, un cristiano comprometido con su llamado. Pero sobre todo nos deja un general de Dios muy especial y un hombre que supo bendecir e influenciar a muchos con su ánimo, fe, humor y su manera de ser tan peculiar”.

“Hoy se graduó y está con el Señor descansando porque sus obras continúan y deja un legado en muchos de nosotros; legado que dejó semilla a semilla en nuestras vidas. A veces fue una palabra, en otras ocasiones una broma o frase oportuna y en mi caso, una mano tendida para ayudar de verdad cuando más lo necesitaba”, añade Contreras.

Marcos Zapata, presidente de la Alianza Evangélica Española, le recuerda también con cariño. “Siempre decía que el día que naces todo el mundo está alegre mientras tú, el bebé, lloras; y el día que mueres todo el mundo está llorando, mientras tú, al ver a Jesús, estarás alegre. Sé que Juan Antonio, que siempre nos daba los buenos días con alegría, ha sido recibido por el Señor del mismo modo, con alegría y amor”.


Continuar leyendo

Canción actual

Título

Artista